Un paso más hacia el Mantenimiento 4.0

Un paso más hacia el Mantenimiento 4.0

Cuando hablamos de la Industria 4.0 y del Mantenimiento Predictivo cada organización es distinta. Designar los pasos a tomar para una mejora del tiempo de actividad, una reducción de costes y un aumento de la satisfacción de los clientes es el objetivo de cualquier empresa. Entonces, ¿qué es lo que I-care puede aportar?

Novedades Industria 4.0 26 agosto 2020

Un aspecto fundamental del modelo de negocio de I-care es su hoja de ruta en la Industria 4.0. Comenzando con una evaluación de la situación actual para identificar oportunidades, generar y recoger datos, analizar y visualizar estos datos y actuar al respecto, ofrece a los clientes una completa hoja de ruta hacia la Industria 4.0, independientemente del punto en el que se encuentren en ese momento. En el mundo de la Industria 4.0, las fábricas incluyen máquinas y sensores con conectividad inalámbrica que están conectados a un sistema que permite visualizar toda la línea de producción, controlar y tomar decisiones por sí mismo describiendo la tendencia hacia la automatización y el intercambio de datos.

El Mantenimiento Predictivo es una parte esencial de las estrategias de Industria 4.0 de muchas empresas industriales. El método para evitar el fallo analizando datos sobre producción y mantenimiento identifica patrones y predice problemas antes de que ocurran. Sin embargo, no todas las organizaciones cuentan con el mismo nivel de madurez en cuanto a Mantenimiento Predictivo. Algunas pueden que aún se encuentren en el primer nivel, el de inspecciones visuales. Otras quizá ya hayan pasado al segundo nivel, que consiste en usar instrumentos para realizar mediciones recurrentes. O puede que incluso hayan aplicado sistemas de supervisión en tiempo real, correspondiente al nivel 3.

La evaluación va mucho más allá de los activos

El nivel 4 del Mantenimiento Predictivo va más allá de los niveles anteriores, porque no se trata de simplemente supervisar datos en vivo, sino también de datos online. Mientras que la extracción de datos en vivo implica solo en tiempo real, la tecnología online añade sensores de IoT y datos históricos. Con una solución inteligente y automatizada podrá predecir fallos que antes eran impredecibles. 

Nuestra hoja de ruta ayuda a nuestros clientes a hacerse una idea de hacia dónde ir y los esfuerzos que conllevará. Por ejemplo, si aspiran al nivel de Industria 4.0 del Mantenimiento Predictivo, necesitarán tener sensores instalados in situ. También tenemos que saber qué datos ya se están utilizando y con qué fines. Esto también nos lleva de nuevo al primer paso de evaluación de la situación actual y que no solo trata de los activos. Por ejemplo, ¿está la cultura organizacional lista para estos próximos pasos? ¿Dispone del presupuesto? ¿Cuenta con las competencias y las infraestructuras adecuadas? ¿Tiene el apoyo de la dirección?

Pasar de reactivo a predictivo

En ocasiones, cuando realizamos la evaluación vemos que el cliente todavía no está listo por diferentes motivos: puede que todavía se encuentre en el modo reactivo/correctivo en su estrategia de mantenimiento y afirme que una línea o máquina seguirá funcionando hasta que se averíe; o quizá tenga una plan preventivo, en la que cambia piezas de máquinas de forma periódica para evitar averías. En estos casos, no proponemos la hoja de ruta 4.0, sino que, en su lugar, aconsejamos al cliente el camino hacia la digitalización para convertir su estrategia reactiva en un planteamiento predictivo. Esté en el punto que esté, siempre vamos a ser el apoyo hacia la evolución a la Industria 4.0. 

Los objetivos finales son los mismos casi para cualquier cliente: la mejora del tiempo de actividad, la satisfacción de los clientes, la reducción de costes por falta de averías y de efectos secundarios a otras líneas de producción. Pensamos que, con un planteamiento de Industria 4.0, podemos utilizar los datos para detectar cualquier avería que pudiera ocurrir antes de que una máquina presente un fallo funcional o peor, un fallo catastrófico. Creemos que el mejor modo de hacerlo es centrarse en los datos y aplicar algoritmos de inteligencia artificial que permitan realizar análisis de datos para anticiparse al fallo del activo.

Industria 4.0 desde 2004

Prestar atención a la madurez del cliente es un aspecto clave para asegurar el éxito de la empresa en el mundo 4.0. A menudo, las grandes organizaciones industriales cuentan con equipos dispuestos a trabajar con datos de proceso, como las lecturas de temperatura, las lecturas de presión o los niveles de los depósitos. Sin embargo, la mayoría de las veces, las empresas no cuentan con los equipos ni las competencias adecuadas para tratar estos datos y llegar al Mantenimiento 4.0.  

Este es uno de los aspectos que nos diferencia en el mundo de la Industria 4.0. Para obtener la hoja de ruta completa, es necesario tener distintas competencias y, sin duda, va mucho más allá de conocer activos, sectores, programación, bases de datos y cómo conectarlos. Vemos muchas empresas que experimentan con datos e Inteligencia Artificial (IA). Pero antes de pasar al ’modo IA’, se deben generar y recoger datos. Llevamos haciendo Industria 4.0 desde 2004 y aportamos conocimiento sobre el sector, datos históricos y competencias a la hora de aprovechar los datos durante la estrategia propuesta. Por eso creemos firmemente en nuestro planteamiento Industria/Mantenimiento 4.0: al ser capaces de posicionar a nuestros clientes en la hoja de ruta, les ayudamos a imaginar el camino hacia el éxito.

 

 

 

Contacto:

Olivier Dengis, responsable de Industria 4.0 y SME en I-care